lunes, 28 de mayo de 2018

Semana que vuela.

 Comienzo la semana con la fiesta de despedida de Javier, se vuelve a Murcia, deja la comisión de servicios que venía haciendo hasta ahora. Comimos y tomamos algo en el Mercado de Maspalomas, me gusta el sitio, comimos bien y no fue nada caro. 
 Martes me pongo manos a la obra para terminar la puerta de la finca, hemos quedado que la semana que viene la pondríamos, ha quedado muy lujosa para una finca, pero es como nos gustaba que fuera, estoy deseando ver como queda puesta. 
 Le he puesto madera que previamente he tintado, luego la he cogido a la estructura metálica con tornillos auto enroscantes y tapado esos tornillos con un listón de madera y unos tachones negros. Ha quedado curiosa. 
 Abi ha pasado la semana con nosotros, tiene muchos exámenes y a ha estado estudiando, yendo al fisio y entrenando para salir de la lesión que se produjo el fin de semana pasada.
 En los días de finca me he llevado a Triki, le gusta andar por ahí y no molesta, ya está mayor y pasa mucho tiempo echado a la sombra. 
He comenzado a instalar el sistema de riego, cuesta lo suyo y es tedioso pero está quedando muy curioso y ordenado. Me enganchan éste tipo de cosas. 
Me dio tiempo de bajar al barranco y coger uno de los higos de la higuera, apenas tiene tamaño y ya está dando higos, estaba muy bueno. Me encantó, estaba fresquito y muy sabroso.
Viernes tarde me tocaba llevar a los niños al fútbol, de paso me corté el pelo, Juanito vino conmigo y lo pasamos bien durante toda la tarde, se portó muy bien. 
Por la noche fuimos al Bandera a comer y probamos una ensalada nueva con fruta queso y frutos secos, estaba de muerte, nos gustó mucho. 
Ángela estaba guapísima como siempre, pasamos un rato super agradable en nuestro restaurante preferido del momento. 
El sábado por la mañana tenía Abi partido en Las Palmas y había un parque muy bonito en las inmediaciones del campo, Juanito lo pasó muy bien y por lo que se ve Ángela También. 
Yo me puse en un punto en el que podía ver los dos partidos, tres de los equipos que jugaban estaban disputando la permanencia entre ellos nosotros, pero el peor que lo tiene es el Acodeti. Una categoría difícil de mantener por haber equipos muy fuertes y compensados. 
El domingo por la mañana fuimos los chicos y yo a la finca a seguir instalando los goteros, aquí un vídeo de Juanito llevando el coche por la carretera de tierra, le encanta. 
Por la tarde después de una siesta reparadora fuimos a la expo de nuestro pueblo, habían muchas actividades para los niños y lo pasamos muy bien. 
A Juanito le encanta la música y bailó como ninguno, ya casi caída la noche nos fuimos a casa para que descansara ya que el lunes hay cole, ha pasado un fin de semana super divertido. 
Ángela se quedó con dos amigas tomando unas copas por el pueblo, disfrutando de la noche y de esas amistades que aunque pase el tiempo no se pierden. 
Una super semana llena de muchas cosas que hacer y buenas vivencias. 
Un abrazo a todos. 

martes, 22 de mayo de 2018

A por otra semanita...



Comenzamos la semana de trabajo con un pequeño homenaje a la hora de la reunión matutina de servicios, es bueno empezar la semana con buen pie. 
Al terminar tenía prácticas de tiro en la galería de tiro de la Policía Nacional y fue una auténtica gozada, hacía falta ya un reciclaje profesional y eso ha sido. He vuelto a re descubrir nuevamente mi arma y vuelto a coger confianza a la hora de su uso. 
Martes por la tarde Ángela había ido de compras y yo me encargué de Juanito, pasamos una tarde super guay, primero que nada fuimos al vivero a comprar una Moringa y algunas Tecomarias Capensis, ya que voy a  sustituir una zona de hiedra por éste tipo de plantas
Después del vivero nos compramos un helado, noto a Juanito muy relajado con el nuevo plan que hemos trazado después del curso que estamos dando en la guardería. Me gusta éste plan en el que él también decide y aprende las consecuencias de sus actos. 
 Lo veo que disfruta más, hace más travesuras sanas, juega más, baila más y se ríe más, me gusta mucho verlo así. Ayer en la finca jugó y se lo pasó muy bien y al final de todo recogió sus juguetes. 
Crece a un ritmo imparable y cada día nos sorprende con algo nuevo, tiene mucha curiosidad por aprender de todo, incluso a como funciona el coche.
Ésta semana he tenido un curso de poda del Aguacatero, ha estado impresionante, he aprendido muchísimas cosas que no sabía y hasta me ha emocionado el arte y el saber del profesor. Con que pasión se ha entregado a nuestra enseñanza y que bonito el arte de ser podador o mejor dicho, escultor de un árbol. 
Abián por su parte salió lesionado del último partido que ha jugado y se perderá el de ésta semana, sigue recuperándose en el fisio poco a poco. 
La semana de trabajo se me ha ido volando, en parte por estar con Richard, es un puntal, nos reímos muchísimo y trabajamos a piñón y hace que las horas pasen volando.
Depués de la jornada del sábado fui a comprar al vivero algunas tecomarias más para seguir contruyendo un seto, Juanito vino a la finca disfrazado de Geko, le encantan los disfraces.
Aquí estan las tecomarias, espero que peguen bien y crezcan mucho para hacer un buen seto, la idea es que cubra de adentro a  afuera la valla y luego dejarle una forma cuadrada. 
El sábado por noche hemos ido Ángela y yo a comer al Jungle Rock otra vez, comimos bien, no es caro y es un sitio agradable. 
 El domingo Angela y Juanito tenían la excursión a Poema del Mar, un nuevo acuario que han hecho en Las Palmas.
Lo pasaron muy bien pero no era lo que esperaban. Más o menos nos imaginábamos que al ser al que le dan mucha publicidad no cumpliría con las espectativas.
En definitiva una buena semana, como siempre llena de buenas vivencias.
Un abrazo a todos. 

lunes, 14 de mayo de 2018

Semana a tope...

Comenzamos la semana libre con nuestras obligaciones pero si con tiempo de compartir una buena cena en el Jungle Rock con Liz, Eric y Linda. 
La comida espectacular, me ha gustado mucho el sitio. El dueño es Seba, un conocido argentino que me ayudó comprando camisetas cuando fuimos a Hawaii, un buen hombre. 
Liz y Eric me ayudaron a refrescar y podar los geranios y cambiar de sitios algunos de ellos, ya que habían crecido mucho y estaban invadiendo el espacio de los otros. Creo que lo pasaron de maravilla haciendo esa tarea en el sol de la mañana. 
Los días de la semana pasaron volando entre llevar a Juanito al cole y las obligaciones que van saliendo durante la semana. 
Ésta semana la he dedicado más a la jardinería, más bien por ganas de hacer eso que otra cosa, ya que he salido un poco quemado de lo que es vallar y arreglar el perímetro exterior. 
El día de la marcha de Eric y Liz a Inglaterra hicimos una barbacoa en la finca, Juanito al salir del cole tenía esa sorpresa de llegar y tener la piscina para él, hacía un poco de frío y la verdad que ni se bañó pero fue una tarde agradable. 
Después de comer nos echamos una siesta porque a las 3 de la mañana tenía que ir a llevarlos al aeropuerto, menudo madrugón que me pegué y menuda siesta con Juanito. 

Una foto de Juanito en el jardín de mi madre el viernes, último día de clase, yo tenía un curso de violencia de género y vino del cole con su abuela. 
Mi madre me trajo del mercadillo unas parras y unas flores ornamentales, las planté en la esquina superior del terreno y han quedado muy guapas. 
No tenía pensado poner una parra en la entrada de la parte de arriba pero no me quedó remedio, tenía un pequeño hueco y creo que quedó genial ahí. 
También me trajo mi madre un rosal, no tenía pensado plantar ninguno pero como hay hueco y la rosa huele de maravilla, lo he puesto en el aparcamiento y espero que prospere, también quiero conseguir algunas de otros colores. 
Juanito disfrutando en el terreno de su coche tele dirigido, me gusta verlo con ese tipo de juguetes, él mismo hacía sus rampas para saltar, me recuerda a cuando yo era pequeño. 
En la tarde del viernes he salido a correr desde Arguineguín hasta Anfi por la costa, es un sitio muy bonito aunque se me hizo algo duro. Estoy un poco pesado y fuera de forma. Aún así sigo encontrándome bien conmigo mismo y usando la misma talla de ropa. 
Por la tarde a eso de las 5 teníamos el cumpleaños de Caroline en su casa, una barbacoa en Maspalomas. Los niños lo pasaron de miedo jugando en el jardín de su casa. Es un lugar muy acojedor y ellos son muy amables, hay que devolverles la moneda con un asadero en la finca. 
Después del asadero había quedado con Juani para ver el show de Goyo Jiménez en el Palacio de Congresos de Meloneras, es un humorista que me gusta mucho y quería verlo en directo. 
No puedo decir que no me gustó, pero el sonido era pésimo y el show demasiado largo, de las dos horas puedo decir que me sobró una. 
El domingo tocaba un partido importante, nos enfrentábamos al Unión Viera, un equipo situado en lo alto de la tabla. Un equipo bien trabajado y de oficio. Juanito y Paola nos acompañaban. 
Un partido super disputado que comenzamos perdiendo 1-0 la primera parte pero terminamos ganando 2-3 en la segunda pidiendo la hora al árbitro. Hacían falta esos 3 puntos para salir de la zona de descenso, hay una lucha importante en la zona baja de la tabla con auténticos equipazos. 
Al terminar hemos ido al KFC porque Abián tenía ganas de comer ahí, pasamos un rato agradable ya que dentro del establecimiento hay un parque y Juanito lo pasó en grande. 
Si nos despistamos con Abián se come el cubo enterito el solo, le encanta y después de un partido él como como un toro. 
Durante el almuerzo me enseña Abián una foto del vestuario, festejando en calzoncillos esa victoria tan importante, hicieron un partido de escándalo. 
Juanito después el almuerzo agotó si última pila en el camión de bomberos de las terrazas, le encanta éste camión, hoy había tenido un día muy duro pero fue poco a poco saliendo adelante. 
De vuelta a casa todos cansados, la foto lo demuestra, jajajaja. 
Ha sido una semana llena de buenos momentos y de vivencias increíbles. 
Un abrazo a todos.