domingo, 10 de febrero de 2013

Al tajo.

Comienzo la semana donde la dejé el sábado, por el domingo, jejeje, salida en bici con mi hermano, hemos ido a San Nicolás, un día muy ventoso pero que no hizo menos placentero el enfrentarnos al puerto de la Aldea a Mogán, conocida como la "La Cuesta del Hoyo". Un puerto corto pero con rampas de un 20% sin descanso desde el principio. 
 Aquí a punto de coronar, no sé por qué pero cuando corono un puerto me siento como un rey, jejejeje. 
Antes de retomar la vuelta de San Nicolás no pude resistir sacar una foto a éste bonito rincón de nuestra isla redonda, 
Se respira un aire de tranquilidad inigual en el puertito de San Nicolás además de otros olores a calamares y frutos del mar frescos que ya llegaban por allí de los restaurantes cercanos. 
Lunes y martes días de descanso, hemos comenzado un ciclo con más bici y es importante recuperar bien y entrar con buen pié, días de reponer fuerzas con alimentos vivos y ricos en vitaminas.
 Aquí nos hemos marcado un cocktail de zumo de naranja, papaya, fresas y plátano. 
Los días a principio de semana han comenzado pasados por tierra, aquí una foto de Agaete, comienza pronto éste año el ciclo de Calima en las islas. 
El miércoles ya comenzamos a entrenar algo, menudo ambiente que hay siempre en la piscina de Arguineguín cada día, 
aquí vemos a los mayores y los no tan mayores en clase de aerobic acuático, una manera estupenda de ponerse en forma y además escuchar buena música a cargo de Francisco, el deejay-monitor todo terreno. 
Por la tarde encontré ésta foto, me gusta porque Triki no sale de su asombro al ver como se abre de piernas la dichosa rana jejejeej. 
 Otro día de bici, ésta vez rodillo, es el único entrenamiento de intensidad en bici de la semana, yo más que un entrenamiento le llamaría tortura, pero ya se me está haciendo el cuerpo y la mente al tema.
Al día siguiente más bici, ésta vez regenerativa, subida a Ayacata muy tranquilo y con la mayor cadencia que el terreno y mi compact 34-28 me permite, que es mucha.

Sábado día de partido, tocaba un equipo duro y no pudimos con él, a pesar de desayunar bien y levantarnos a las 6:50 de la mañana, forjando carácter, la cara lo dice todo. 
El domingo tocó bici larga, hicimos una grupeta de 4 valientes y a disfrutar del día, el calentamiento y la subida del primer puerto la pasamos contando chistes y anécdotas del pasado, otra buena semana en la que seguimos pasándolo bien. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario