lunes, 16 de julio de 2018

Semana de curro y cambios.

 Empezamos una nueva semana, lunes me toca con Richar y tenemos un día de mucho curro pero lo afrontamos con alegría y buen humor, me relaja mucho estar en el trabajo ya que en casa casi no cabemos. 
 Por la tarde para relajar la mente salgo a caminar, estoy medio mareado de una contractura que tengo en el cuello y espalda pero respiro aire puro que me hace afrontar la tarde con mejor caracter. 
Ya estamos a martes y Juanito se va con los abuelos al Mercadona a echarles una mano, se está portando muy bien y parece que ya va cogiendo el ritmo del verano.
Ayer martes hizo el día más caluroso del verano hasta el momento. Decidimos llegar a casa e ir a la finca a disfrutar de la piscina unas horas y pasar esas horas de calor. Hicimos "Pepitos Calientes", según Juanito y pasamos unas horas agradables a pesar del calor asfixiante. Durante los baños también jugamos según él a la "Ducha Canaria", jajajaja.
Miércoles de mañana Juanito se ha ido un ratito a la playa de Anfi, yo con calor trabajando en la oficina, ya queda menos de ésta semana que supongo pasará volando.
Por la tarde se han ido Mike y Tony, Ángela los ha llevado al Aeropuerto y yo me he quedado en casa para llevar a Juanito a natación. Lo noté super cansado y sin ganas algunas de nadar, había pasado la mañana en la playa y yo pues igual que él. Aún así saqué fuerzas y limpié la casa para dejarla otra vez un poco habitable.
Otro día de trabajo más, ya es Jueves, Juanito se queda con los abuelos por la mañana y espera el almuerzo impaciente. Lo echo de menos cuando estoy en el trabajo a él y a Abián.
Por la tarde decidí ir a regar haciéndome la ruta de Mogán a Veneguera, hacía un poco de calor, pero lo más asombroso es en la pésima forma física que me encuentro. Pasado de peso y sin ninguna resistencia. Tengo que hacerme más constante en los buenos hábitos que tengo o tenía, y uno de ellos es el mantenerme en forma. 

 En el tiempo en el que yo estaba de ruta, Juanito y Ángela habían quedado con los amigos y las madres para ir un rato a la playa, el día estaba super bueno y lo pasaron de escándalo. Me alegra mucho verlo contento y relajado.
 A la vuelta les tenía una pizza casera preparada, a él le encanta y le tenía su película preferida de dibujos del momento, el principito, fue una tarde super agradable.
Juanito el viernes de mañana fue con los abuelos al dentista y fue muy guapo, al final tiene que ir a un especialista a quitarse ese diente o por lo menos a que lo vean. 
Ha pasado una mañana muy agradable y hasta ha tenido tiempo de ir al parque un ratito, esta tarde tiene natación y luego una cenita.
Foto de la clase de natación, le costó mucho ir pero al final lo disfrutó. Yo nade un poquito como calentamiento a una carrera continua que hice dentro del agua.
 Después de la natación nos fuimos de cena, Juanito se lo pasó muy bien, se lo comió todo y se comportó como un caballero.
 Me vio todo vestido de blanco y me dijo, "¿tú quien eres", creo que pensó que era una especie de disfraz o algo parecido.
 Terminaron la noche bailando, él más que Ángela, yo me lo pasé genial viéndolo bailar e imitar a Michael Jackson.
Sábado por la mañana a trabajar, al llegar a casa dormí una siesta en una colchoneta en el salón con Juanito y Ángela en el sofá, fue genial estar todos juntos. Luego salí de ruta, la tarde estaba estupenda y lo disfruté mucho. Me lo tomé con calma, en plan salud. 
Llegué a la finca en unos 45 minutos, regué, le di de comer a Gatita y a Canelo y salí para casa otra vez. Me dio tiempo a escuchar un rato la radio y disfrutar de la tranquilidad de ese lugar.
 A la vuelta ya atardeciendo hacía la temperatura perfecta y me encontré más fuerte que otros días aunque con dolor en uno de los tendones de aquiles, me lo tomé con calma y fue una tarde espectacular.
 Domingo han salido ha caminar mi madre, mi hermano y mis tías, han cogido por los Albarianes y seguido una ruta hasta llegar a la quebrada. Quiero hacer esa ruta un día pero hacer una circular llegando a la casa del pastor.
 Juanito y Ángela se han ido a la piscina de Mateo, lo ha pasado en grande, vi un vídeo de los dos y ya saben nadar muy bien.
Han comido pasta que ha hecho Erica y tomado el sol. La verdad que hoy hace un día de disfrutar. Esta tarde toca siesta viendo el Mundial de Fútbol si se pone aburrida la final.
Una semana muy bonita y llena de vivencias.
Un abrazo a todos. 

martes, 10 de julio de 2018

De visita.

 Comenzamos una semana en la que Tony y Mike se quedan en nuestra casa e intentamos pasarlo bien a pesar de las limitaciones, la casa es pequeña y sólo tenemos un coche. 
 Juanito se ha puesto más difícil aún, a la falta de actividad por no haber cole, se le suma la excitación de tener gente en casa, pero hacemos lo que podemos.
 Las salidas son pocas pero intentamos pasarlo bien, es difícil entrar en el chip de la gente que nos visita, ellos entran en modo vacaciones y notros pues estresados y con más trabajo de lo normal.
 Los desahogos son las salidas y paseos cuando salimos a comprar, yo me quedo con Juanito para que Ángela tenga su momento de paz. 
A principios de semana hemos jugado un partido entre gente del taxi y familiares, lo he pasado bien, pero no estoy preparado para ese tipo de esfuerzo, arrancadas y cambios de dirección. Se me cargaron mucho los abductores pero en general lo pasé bien y hasta metí un gol. 
 Entre semana hemos hecho una pequeña barbacoa en la finca y hemos encendido todas las luces que compramos días atrás, me ha gustado mucho la iluminación que deja en el entorno, estaría super bien pasar unos días tranquilos allí.  
 He puesto la piscina y hacía un día espectacular para darse unos baños, la temperatura idónea para disfrutar del sol y la brisa de la montaña. 
 El Huertillo se está convirtiendo poco a poco en un lugar donde tenemos tranquilidad y podemos disfrutar de nuestra intimidad sin intromisiones ni ataduras a nada ni a nadie, ese era el fin de todo éste proyecto, el poder tener un lugar de paz. 
 Quiero hacer mención a una frase que Juanito dice y que dejaré plasmada aquí para releerla en el futuro y que me lo recuerde, cuando quiere conducir me dice, "PAPI, QUIERO RANCAR", jajajaja. 
 Hemos colocado una diana y nos hemos echado unas partidas, es muy entretenido, empezamos con el 1 hay que terminar en el 20 y una vez terminado dar en la diana del centro. Nos pegamos un buen rato para terminar una partida que jugamos Ángela y yo, concretamente casi hasta la una de la mañana. 
El verano ha llegado y el tener agua propia y el sistema de goteo activo he hecho que ésto cambie de color en muchos aspectos, hay muchas flores y un ambiente super natural. Mucho colorido, las plantas y árboles ya están recibiendo mi buen rollo. 
No hay más que ver lo relajada que está Ángela en ésta foto, disfrutando de la piscina y el colorido que hay, aún siendo esos minutos de buenos momentos. 
Ha sido una semana cargada de mucho estrés y decisiones de nuestra calidad de vida tomadas, pero hay que seguir y salir reforzado, aprendiendo de los errores y revivir en el trabajo esos minutos de tranquilidad que hemos pasado en El Huertillo. 
Un abrazo a todos. 

A una semana de Tony y Mike.



Comenzamos la semana de trabajo con ganas, ya se empieza a notar el calor pero la variedad de mi trabajo hace que con el paso del tiempo me guste cada vez más. 
Juanito pasa las mañanas con sus abuelos y de salida en salida algún amigo se encuentra en el camino, es una edad super bonita pero muy trabajosa a la vez. 
Hoy ha ido con los abuelos al mercadona de puerto rico en el coche nuevo de Raul, le gusta mucho porque tiene una tele, y él se sienta en medio para verla cuando él va marcha atrás. 
En casa por las tardes se ha puesto a jugar a la policía y bomberos, no para un rato quieto, eso es muy bueno, pero en concreto para mí que comienzo el día a las 5 de la mañana es muy agotador. 
Juanito activa a todo el mundo, y si no fuera por él, mi padre no estaría lo activo que está, y le viene muy bien por su salud. 
Hemos salido de compras y he ido a una tienda de chinos que me recomendaron a comprar las letras de la finca, son de madera y me han costado muy baratas, las he barnizado y tratado para que duren lo máximo posible.
 Tiempo para una pequeña siesta mientras Ángela entró a Primark a comprar, Juanito estaba profundamente dormido, yo pretendía estarlo, pero la foto salió muy bien, jajaajaj.
Hemos comprado varios juegos para pasar más tiempo con él, pero la verdad que no le ha hecho mucho caso a éstos juegos. Es muy pequeño, pero dentro de poco me imagino que le gustará mucho más pasar algunas horas jugando con nosotros. 
Mi madre y mis tías han comenzado el fin de semana a caminar y han subido y bajado por donde hace unos meses yo corrí la carrera de Sky Gran Canaria, no gustó mucho por lo mal que está el terreno. 
 El fin de semana llega y Juanito se va a Las Palmas con Ángela y una compañera suya y sus hijas. Había una serie de actividades para los niños que al final no disfrutaron bien porque había que hacer mucha cola para participar, y se fueron a un parque cercano. 
Por la tarde cuando yo llego del trabajo, Juanito sigue a pleno rendimiento jugando a bomberos y policías. 
Me gusta sacar una foto a Triki de vez en cuando, es muy bonito y acompaña mucho, siempre es un buen recuerdo tener imágenes de nuestras mascotas.
Una buena semana llena de mucho trabajo y buenas vivencias.
Un abrazo a todos.

domingo, 24 de junio de 2018

Semana semi libre.

Comienzo una semana en la que voy a tener menos días libres de los habituales, el lunes me dan ganas de salir a trotar, la tarde estaba increíble y lo disfruté mucho.  
Siempre suelo hacer algo, por ahora sigo corriendo un poquito y algo de gimnasio, eso combinado con las cosas que hago en la finca me mantienen en forma. 
Hablando de la finca ya tengo montadas 3 lineas de riego que funcionan perfectamente, ahorro muchísimo tiempo, ahora puedo dedicarme plenamente a otras cosas en el rato que perdía regando. 
Ésta línea de riego transcurre por la parte izquierda de la finca y riega la parte ornamental, casi todo son flores y arbustos.
Da mucho trabajo pero estéticamente queda todo muy bonito enterrado, aparte que se puede caminar o jugar por todo el terreno sin tener que tropezar con ninguna manguera. 
Abi ésta semana ha estado en casa, es la semana de las notas y las ha aprobado todas con muy buenas notas, se lo ha currado, aquí lo vemos en una foto muy graciosa con el pijama de su abuelo. 
                              
Hoy se han ido Beate y su familia a Alemania, Juanito ha pasado unos días super buenos con ellos y nosotros también, los echaremos de menos. 
                             
Hoy también ha sido el último día de colegio de Juanito y le ha llevado unas magdalenas a su profesora, ha sido un curso que ha pasado volando. Parece que fue ayer cuando lo llevamos al cole y mira, ya ha pasado un curso completo. 
 Esa misma mañana hemos ido Triki y yo a ordenar la finca esperando la llegada de Toni y Michael, terminé de colocar las piedras que habían tiradas e ir ordenando la cantidad de cosas que hay por todas partes para que sea un lugar más agradable. 
 Éste es el aspecto después de pegarme el curro del día, todo muy limpio y ordenado, como me gustan a mi las cosas. 
 El viernes por la noche dormimos en la finca, fue una noche super tranquila que me sirvió para recargar completamente las pilas, me encanta el silencio de la noche combinado con las luces decorativas que tenemos repartidas por la finca. 
 Juanito por su parte llevó el coche por la bajada de tierra de vuelta a casa, cada vez lo hace mejor. Está muy guapo con su corte de pelo, que todo hay que decirlo, ya se ha cortado el pelo quedándose él solo en la peluquería. 
Desde el viernes estoy trabajando por un compañero y se me ha hecho la semana super corta. Ángela está comprando las últimas cosas que nos hacen falta para terminar de ordenar un poco la casa de Veneguera y hacerla un poco más habitable para pasar unos días allí. 
                                                  
La noche del sábado para el domingo Paola y Abián se quedaron en casa y les saqué una foto a cada uno. 
 Están guapísimos y calladitos, jajajaaj, que gracia me hacen éstas fotos, se que me van a matar, pero así aprenden de reírse un poco de ellos mismos.
Después de esas maravillosas fotos salimos a correr un rato Ángela y yo, me encontré fatal, pero bueno, hice 7km e invertí un poco en salud que es lo que cuenta. 
 Ya en el trabajo me llega ésta foto de Juanito, se golpeó con la ventana del salón y se abrió dos pequeñas brechas, lloró algo y siguió jugando tan pancho.